Por Agustín Barúa Caffarena [caption id="attachment_133945" align="alignright" width="526"] Parque Carlos Antonio López en Sajonia. Imagen de Fotociclo[/caption] Todos los días camino en “el Parque”. En Sajonia, cuando decimos “Parque”, hablamos del Carlos Antonio López. Está mal iluminado y lleno de baldosas rotas como el lugar de la foto,...

Por Julio Benegas Vidallet Con miles de toneladas de merca que se embarcan en puertos privados (de hecho ya no hay puertos estatales) y que van a Europa; con millones de cajas de cigarrilos que se empaquetan acá y se devuelven al mercado brasilero y de...

Por Vladimir Velázquez Moreira El Cartismo es un movimiento político “neofascista” que avanza aceleradamente, copando e instrumentalizando instituciones, fortaleciendo la degradación política, pervirtiendo prácticas culturales, profundizando el clientelismo de diverso tipo y reproduciendo un modelo de sociedad basado en la desigualdad social y la discriminación. Este avance...

Por Fenhorn Linett

Son las nueve de la mañana y cruzan la plaza personas vestidas de trajes y faldas, rumbo al Palacio de la Justicia. En medio de la elegancia, el olor a aceite, porque la fritura nunca está lejos de la justicia.

“Dos empanadas: siete mil”, le dice el afable dueño de una casilla a un cliente.

A mí me pone una tortilla y dos huevos, en la mesa. “Hay que ver esto en marzo”, dice, dándome palmaditas en la espalda, “cuando vuelva toda la gente”. Lustrabotas, señores trajeados ocupan las mesas cercanas.

Mi comensal, un trajeado, cuenta, ““El aire de mi oficina no anda. Insoportable”.

“Hay que ver esto en marzo”, dice el dueño. Me alcanza el picante, quitando una cucaracha posada en el frasco: “es que retomamos hoy después de un mes. Vuelva en marzo, ya verá lo que es esto”. Palmaditas en la espalda; la cucaracha me sube por la pierna. Muy rica la tortilla.

Voy caminando, pasando la vitrina de Maderito. Empanadas grandes, variadas: a nueve mil. No todas las empanadas nacen iguales. La fritura nunca está lejos de la justicia.

Un par de cuadras más, en la calle Doctor Paiva, ya se achican las empanadas: a mil quinientos, a dos mil. “Nos va bien”, dice el dueño, “pero los del Palacio no vienen hasta acá.”

“Son los de afuera, los que vienen a hacer sus gestiones, que compran”, dice. “Si querés que salga tu gestión, hay que llegar al Palacio con algo. Sí o sí.”

Por eso las hacen tan pequeñas: para facilitar un reparto justo en las oficinas. La fritura nunca está lejos de la justicia.

Por Julio Benegas Vidallet En la final de la Libertadores del 2002, Osvaldo Domínguez Dibb (ODD) abrió un maletín lleno de dólares y repartió a los jugadores. "Así nomás, con él no había papeles", comenta Julio Enciso, capitán del olimpia del 2002. Osvaldo Dominguez Dibb fue el...

Por Mirna Robles Armoa* Si se observaran con seriedad las secuelas de la dictadura stronista en nuestra realidad nacional actual, se identificaría una variedad de abordajes posibles de nuestro momento social, político y cultural. La persecución y el exilio que vivieron nuestros y nuestras compatriotas más...

Por Federico Tatter La lucha por la memoria, es y debe ser permanente. No hay vueltas. Debe ser contínua, simultánea y universal, junto a los demás derechos humanos fundamentales con énfasis en visión histórica como la verdad, la justicia, la reparación, la no repetición, socialmente aceptables....

Por Jorge "Bochín" Brítez* Hoy antes de que aparezca el sol salí a dar un recorrido y oler esta tierra mojada que invita a ensanchar los pulmones y dar gracias a Gaia por los dones amanecidos. recojo kilos de mangos caídos de los arboles,limones del lote de...